Nuevo mes, nuevo hábito: alimentación

nuevo-mes-nuevo-habito-alimentacion

Mi primer objetivo del reto “Nuevo mes, nuevo hábito” está siendo la alimentación porque para mi es algo relativamente sencillo y a la vez supone un desafío ya que no estoy teniendo la alimentación que desearía.

Llevo un tiempo en el que no preparo platos apetitosos pero el otro día descubrí unas recetas que despertaron mi ilusión por cocinar. Así que considero fundamental tener motivación para empezar a implementar un nuevo hábito.

Hace años me alimentaba bastante bien así que me siento segura para volver a implementar este hábito.

Nuevo mes, nuevo hábito: alimentación

Mi propósito será ser muy consciente durante un mes de todo lo relacionado con mi alimentación.

Como he dicho, me siento segura porque hace tiempo tenía una buena alimentación. Esto va a influir en la forma de implementar el hábito ya que no es lo mismo que cuando empiezas algo de cero.

Procedimiento para conseguir el gran hábito

Concretamente me fijaré en estos aspectos:

☆ Tomar más fruta, verdura, frutos secos, infusiones, pescado, germen de trigo, sésamo, kefir…

☆ Comer más las primeras horas del día.

☆ Tener unos horarios de comidas más o menos regulares (no estar un montón de horas sin comer).

☆ Crear un menú semanal recopilando recetas que me gusten, no demasiado complicadas, que sean variadas y que me despierten la motivación por prepararlas y probarlas.

☆ Dedicar más tiempo a cocinar.

Como ves, centrarte en un solo hábito, si es algo general como en este caso comer más sano o tener una alimentación más saludable, implica prestar atención a varios aspectos (que ya de por sí constituyen hábitos).

Lo que se aconseja es empezar por uno solo de esos hábitos concretos (tener una alimentación más saludable es algo demasiado general).

nuevo-mes-nuevo-habito-alimentacion
¡PINÉAME!

Yo estoy probando a hacerlo así todo de golpe pero soy consciente de que esto requiere mucha más atención por mi parte.

En una hoja en sucio escribo mi rutina ideal, incluyendo en otro color todo lo relacionado con el nuevo hábito, en este caso la alimentación: la hora del desayuno, cuándo tomaré un zumo con germen de trigo o fruta, el tiempo para comprar, para cocinar y la hora de la comida. Prefiero tenerlo en una hoja en sucio que pueda meter en mi agenda y recordarla cada día en mi revisión diaria de cada noche.

También puedes ahí mismo incluir marcas, a modo de habit tracker. O hacer cualquier modificación que necesites. Se trata de algo provisional que te ayude a incorporar pequeños hábitos.

Por supuesto cada mes (o cada dos semanas) hago la selección de menús, teniendo en cuenta también los alimentos que ya tengo y programo tiempos para ir a comprar.

Si en estos momentos de tu vida tienes muchos frentes que atender es mejor que elijas solo algo muy concreto.

Puedes elegir solo una cosa concreta por semana o por mes. Se trata de ir probando ya que la dificultad de lograr un determinado hábito es diferente para cada persona.

Pero recuerda que tendemos a sobrestimar lo que podemos lograr a corto plazo y a subestimar lo que podemos lograr a largo plazo…

EDITO: Lo que sin duda me está funcionando para mejorar mi alimentación (además de tener a mano una lista con menús ricos y sanos tanto para las comidas como para desayunos y postres, comprar los alimentos que necesitaré y reservar tiempo para cocinar) es apuntar en una hoja todo lo que como. La idea es hacerlo al principio hasta que te habitúes a comer bien.

Seguimiento del avance con cada hábito

Es interesante hacer un seguimiento gracias al habit tracker. Yo solo incluyo los apartados concretos que considero más importantes o difíciles para mi, como desayunar, tomar fruta, verdura, sésamo, frutos secos y agua con limón.

Como ves aunque quiero mejorar muchas cosas mi foco al principio está puesto en comer más las primeras horas (desayunar) y tomar fruta y otros alimentos sanos y nutritivos. 

Además, algo que voy a empezar a hacer es escribir cada noche qué tal lo he hecho durante el día y qué se me resiste.

Resumen

Para implementar un nuevo hábito, en este caso el de tener una alimentación más saludable, conviene dividirlo en objetivos más pequeños y muy concretos.

Después, según la resistencia que creas tener puedes abarcar más o menos de estos al mismo tiempo aunque aconsejan empezar solo por uno.

Aunque decidas que tendrás tiempo y atención suficiente para abarcar más de uno, te aconsejo que pongas el foco en uno o dos hábitos muy concretos, como he hecho yo.

Lo importante es que hagas un seguimiento diario (habit tracker o similar) para así detectar si tu método está funcionando o si es necesario un reajuste. También puedes escribir cada noche las conclusiones que sacas (sin culparte por no haber cumplido con todo, simplemente analizando para hacer reajustes o para prestar más atención en algún punto concreto).

También puedes repasar tu habit tracker o similar cada semana.

Gracias por leer.

Imágenes: Unsplash

Puedes suscribirte a continuación:

Please follow and like us:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.